Alto acatamiento, apoyo entre federaciones y estado de alerta