Brasil: con prisa y sin pausa

Avanza con persistencia el proceso institucional de destitución de la presidenta del Brasil, Dilma Roussef. Colectivas de mujeres y organizaciones sociales resisten, a pesar de absurdas restricciones judiciales, como la prohibición del uso de la red Whatsapp.

Cámara de Diputados de Brasil

Cámara de Diputados de Brasil

Este lunes la Cámara de Senadores de Brasil recibió al juez de la Corte de San Pablo, José Mauricio Conti que se especializa en derecho fiscal y cuentas públicas, con cátedra en la Universidad de San Pablo. También visitaron el recinto legislativo Julio Marcelo de Oliveira, fiscal del Tribunal de Cuentas y el abogado especializado en leyes anticorrupción Fábio Medina Osorio, quien ha afirmado que el proceso se encamina correctamente, ya que la presidenta habría violado la ley de responsabilidad fiscal.

Todos los especialistas que concurrieron en el día de la fecha están a favor de que Dilma Roussef sea suspendida de su cargo por el plazo de 180 días.

Foto: Gentileza Roberto Stuckert Filho.

Las “mulheres de Dilma” contra la misoginia y el sexismo

En el trayecto de la semana pasada distintas organizaciones que luchan por los derechos de las mujeres reafirmaron públicamente su apoyo a la presidenta en distintas manifestaciones. El viernes se realizó la más importante de esta índole en la “Plaza Roosevelt” (centro de San Pablo).

Nathália Keron, militante de la Unión de la Juventud Socialista y organizadora de la movilización, afirmó quedar “boquiabierta” por la “misoginia y el sexismo” del congreso en torno a la decisión de seguir con el proceso a Roussef.

Las mujeres hicieron foco además en la figura de Eduardo Cunha (Partido del Movimiento Democrático Brasilero), presidente de la cámara de diputados (cámara de origen del proceso), a quien acusan de ser el articulador de políticas contrarias a las mujeres, dificultando, por ejemplo, el acceso al aborto.

Bras’lia - DF, 08/02/2011. Presidenta Dilma Rousseff durante grava‹o no Pal‡cio da Alvorada. Foto: Roberto Stuckert Filho/PR.

Foto: Gentileza Roberto Stuckert Filho.

Movilizaciones a favor de Dilma, sin Whatsapp

En el centro histórico de San Pablo la presidenta se encontró con más de 100 mil personas que la apoyan y están en contra de la suspensión de sus funciones. En este acto Dilma planteó que luchará hasta el final y se sostendrá “de pie” en el marco del proceso en su contra.

Las movilizaciones y marchas han continuado en otros lugares del Brasil y, seguramente seguirán en esta semana. Sin embargo, los manifestantes contarán con una nueva dificultad para reunirse a defender el mandato de la presidenta elegida democráticamente por el pueblo brasilero: la justicia de ese país ordenó el “bloqueo” de la aplicación de mensajería móvil Whatsapp bajo “secreto de justicia”.

Marcel Montalbán, juez de la ciudad de Sergipe Lagarto, anunció su decisión el 26 de abril pasado y en caso de incumplimiento, Claro, Nextel, TIM, Vivo y Hola estarán sujetos a una multa diaria de 500 mil reales. Una medida similar tuvo lugar el año pasado y otra se suspendió en febrero.

La continuidad del proceso

Este lunes expusieron en el Senado los especialistas a favor del juicio, el martes lo harán los que no creen que la presidenta haya cometido falta alguna que meritúe su suspensión, y el miércoles 4 de mayo los senadores recibirán el informe del senador acusante que podrá continuar o finalizar el procedimiento, para terminar de definirse el 11 de junio.